IN MEMORIAM – Diana Rigg: La eterna Sra. Peel

IN MEMORIAM – Diana Rigg: La eterna Sra. Peel

Dame Enid Diana Elizabeth Rigg.

Doncaster, Yorkshire, Inglaterra, Reino Unido, 20 de julio de 1938 – Londres, Inglaterra, Reino Unido, 10 de septiembre de 2020

El pasado 10 de septiembre de 2020 pasaba a la eternidad Diana Rigg, icono imperecedero de la más rancia estirpe de series británicas de los sesenta.

La inolvidable Emma Peel de Los vengadores (The Avengers, 1961-1969) partió a los 82 años dejando una estela de títulos para su recuerdo. Participó en 51 episodios de la mítica serie junto a su partenaire Patrick MacNee, el aristocrático y siempre galante John Steed.

Sus ajustados trajes de cuero y botas poblaron los capítulos de la serie, mientras jugaba a la seducción infinitamente contenida con su compañero de aventuras, las más estrafalarias y fantásticas de la televisión de entonces.

Imposible no recordarla y rendirse a la nostalgia al escuchar el célebre tema de Laurie Johnson.

Al famoso personaje de la Señora Peel que nos deja para mantener su inmortalidad, sumó entre sus papeles uno que haría llorar al caballero más duro del cine. Nada menos que el mismísimo Agente 007 derramó sus lágrimas por la Rigg, cuando ésta se puso en la piel Tracy, la única “Señora Bond”, en Al servicio secreto de Su Majestad (On Her Majesty’s Secret Service, Peter R. Hunt, 1969). El Bond del australiano George Lazenby se quebró entre sus brazos luego de que sicarios de Blofeld la mataran en el desenlace de la película. La melodía de la canción «We Have All the Time in the World» orquestada por el maestro John Barry subrayaba la escena.

Fue Emma Peel en las temporadas 4 y 5 de Los vengadores, entre 1965 y mayo de 1967, cuando comunicó su decisión de dejarla a unos más que sorprendidos productores Brian Clemens y Albert Fennell y mucho más a Patrick MacNee, justamente porque había firmado contrato con la Eon de Broccoli y Satzman para ser la esposa de James Bond.

Su debut cinematográfico había sido en A Midsummer Night’s Dream (Peter Hall, 1968),  a la que siguió El club de los asesinos (The Assassination Bureau, Basil Dearden, 1969) junto a Oliver Reed y Telly Savalas, que tenía música de Ron Grainer, y unas pocas películas no demasiado trascendentes, de las que podemos rescatar Muerte bajo el sol (Evil Under the Sun, Guy Hamilton, 1982) basada en la novela de Agatha Christie, con una excelente banda sonora del célebre Cole Porter.

Su paso fue más importante por la televisión, participando en diversos telefilms y varias series y miniseries como Diana (1973-1974),  Mystery! (1990), la mítica Doctor Who en el episodio “The Crimson Horror” de 2013, Victoria (2017) y Black Narcissus (que está en post-producción aún no estrenada). Fue Lady Honoria Dedlock en la adaptación televisiva de Casa desolada (Bleak House, 1985), la novela de Charles Dickens, ganó un Tony Award a mejor actriz por su papel en la obra teatral Medea en Broadway, y en 1997 apareció en la adaptación a la TV de Rebecca, encarnando a Mrs. Danvers, la maléfica ama de llaves que interpretara Judith Anderson en el clásico de Hitchcock de 1940. La Rigg ganó un Emmy por este papel.

Diana Rigg en Medea en Broadway

Diana Rigg en Victoria

Diana Rigg en Black Narcissus

Pero su última aparición importante fue en la exitosa Juego de Tronos (Game of Thrones, 2011-2019) en el entrañable papel de Olenna Tyrell, señora de Altojardín, uno de los reinos de Poniente.

Hasta siempre, Dame DIANA RIGG

Deja una respuesta